Cada día la salud menstrual y los derechos de las mujeres han ido evolucionado significativamente, considerándose como algo indispensable para la salud en general de las niñas, adolescentes y mujeres. Es por tal motivo que este 8 de marzo el Punto de Atención y Orientación (PAO) en el Puente Francisco de Paula Santander, se convirtió en un escenario propicio para el manejo de la salud menstrual con la población de interés del espacio;  con un enfoque en el manejo de higiene y autocuidado pudieron vincularse a las actividades propuestas por la promotora social del proyecto La Humanidad, quien realizó diferentes dinámicas las cuales permitieron promover el manejo en todas las etapas del curso de vida de las mujeres.

Desde nuestra atención queremos reforzar la salud menstrual  y no solo el manejo de la higiene menstrual, proporcionando información y acceso, así mismo facilitando el uso y la eliminación de artículos sanitarios durante el periodo menstrual.

La jornada contó con la participación de veinte (20) personas entre mujeres, adolescentes y niñas, quienes se vincularon en las siguientes actividades: espacio de formación de derechos sexuales y reproductivos e higiene menstrual, actividad física con una bailoterapia en articulación con IMRD y por último entrega de kits de autocuidado personal.